Cargando...
Te encuentras aquí:  Inicio  ›  Zapopan  ›  Artículo Actual

El pretexto que Lemus necesitaba

Escrito por   /   09/05/2019 a las 6:00 am /   Sé el primero en comentar

Al interior del partido Movimiento Ciudadano no sorprendió que el presidente municipal de Zapopan, Jesús Pablo Lemus Navarro, cancelara el contrato que mantenía con la empresa Indatcom, luego de que ésta publicitó desde las cuentas del gobierno zapopano en redes sociales actividades del candidato del PAN, PRD y MC a la gubernatura de Puebla, Enrique Cárdenas.

“Era el pretexto que necesitaba”, aseguraron fuentes cercanas a la dirigencia emecista.

Y es que desde hace tiempo en MC advirtieron algunas señales de Lemus Navarro y de su jefe de Gabinete, Juan José Frangie Saade, por terminar cualquier relación con dos de las tres empresas favoritas del alfarismo para el manejo de la comunicación: Indatcom y Euzen. El garrafal error de la primera fue la oportunidad esperada para deshacerse de ella. Hoy sólo se queda Euzen.

Incluso, aseguran que ya estaba en marcha o pronto se empezaría a ejecutar un proceso de recorte con ambas empresas. ¿El motivo? Más allá de una no muy buena relación de Lemus y Frangie con el responsable de dichas firmas, aquellos siempre consideraron que era muy alto el monto que se les pagaba por los servicios prestados y no estaban muy de acuerdo, razón por la que buscaban la primera oportunidad para terminar su relación.

Consideran que ante el error de Indatcom, Lemus pudo salir simplemente a aclarar que todo había sido un error, que su gobierno no tenía nada que ver con el manejo que la empresa hacía de su otro cliente, el candidato emecista a la gubernatura de Puebla, y ahí todo hubiera quedado. Pero no, necesitaba el pretexto para cortar su relación con Indtacom, la tuvo y la aprovechó.

Al interior de MC también se dieron de cuenta que cada vez que les presentaban proyectos en materia de tecnología, lo primero que hacían el presidente municipal y el jefe de gabinete era asegurarse que los promotores no fueran ni Euzen ni Indatcom, pues no les querían dar más allá de lo que ya estaba establecido en sus contratos inicialmente.

Por otro lado, han advertido ya que Jesús Pablo Lemus no tiene el menor interés por establecer una relación partidista con Movimiento Ciudadano, lo que no ha caído bien al interior del partido donde registran su falta de apoyo, el incumplimiento de algunos acuerdos, desencuentros con los líderes partidistas e, incluso, no pocos gestos groseros hacia la gente emecista.

Cuentan que por esa actitud de Lemus Navarro es que en Zapopan no existe una dirigencia municipal de Movimiento Ciudadano, pues además no quiere tener ninguna responsabilidad ni compromiso político que consideran es lo menos que puede tener hacia el partido que lo llevó en dos ocasiones a la presidencia municipal.

“Él (Jesús Pablo) siente que llegó solo al gobierno y que, por tanto, no le debe nada al partido”, dicen al interior de Movimiento Ciudadano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este artículo también te puede interesar

Lemus, ¿el “Judas” del alfarismo?